Un monumento es una construcción cuya funcionalidad es convertirse en un símbolo de identidad cultural e histórica de un país.

Es bien conocido que en cada país existen estas formas de identificación patriótica, pero algunas de ellas representan la historia de antiguas culturas y por eso han llegado a ser declaradas como patrimonio de la humanidad. En este artículo te mostraremos una breve historia de 5 de los monumentos más emblemáticos que existen.

                       

Torre Eiffel (Francia)

La torre Eiffel fue construida entre 1887 y 1889 con el objetivo de conmemorar los 100 años de la Revolución Francesa. Fue diseñada por los ingenieros Maurice Koechlin y Émile Nouguier. Pesa más de siete mil toneladas, mide 300 metros y tiene 1,666 escalones.

Al inicio fue poco aceptada, pues se creía que la construcción de una gran torre afectaría la estética de la ciudad y miles de artistas se manifestaron a través de una carta. Aun con las protestas, la construcción continuó hasta el 31 de marzo de 1889, cuando finalmente fue

inaugurada. Al inicio se le nombró Tour de 300 mètres (torre de 300 metros). Estaba previsto que la torre sería derrumbada en 1909, pero gracias a que comenzó a ser usada como antena de radio, prevaleció.

                       

Estatua de la Libertad (Estados Unidos)

La Estatua de la Libertad fue un regalo de los franceses a los estadounidenses para conmemorar el centenario de la Independencia de los Estados Unidos.

Eduardo Laboulaye, un político francés, pidió al escultor Frédéric Bartholdi diseñar el monumento. Este debía estar terminado en 1876 debido a que ese era el año del centenario de la independencia estadounidense, pero la estatua tendría un costo de 400.000 dólares y no fue posible terminarla sino hasta 10 años después.

Bartoholid decidió que el lugar donde se encontraría la estatua sería cerca de la isla de Bedloe, así cuando los barcos europeos entraran al país esto sería lo primero que verían.

“He encontrado un punto admirable… es por así decirlo, la puerta de entrada a Estados Unidos” “Será una estatua colosal de una mujer y se llamará: La libertad ilumina el mundo”.

La estructura interna fue diseñada en 1884 por el ingeniero Alexandre Eiffel y dos años después, el 28 de octubre de 1886, fue inaugurada.

                    

Big Ben (Inglaterra)

La construcción del Big Ben comenzó en 1843, junto con la reconstrucción del Palacio de

Westminster tras el gran incendio de Londres, el 16 de octubre de 1834. Charles Barry fue el encargado del proyecto quien agregó un diseño con un estilo gótico victoriano.

El verdadero nombre de la torre es Elizabeth Tower, el Big Ben es realmente una campana de 14 toneladas que se encuentra en el interior de la torre. El reloj tiene 7 metros de diámetro y es famoso por su fiabilidad, ya que rara vez ha dejado de funcionar, incluso después de los bombardeos de la Segunda Guerra Mundial.

                  

Acrópolis/Partenón (Grecia)

El Partenón (residencia de los jóvenes en griego) se construyó entre los años 447 a. C. y 432 a. C. sobre un templo conocido como Hecatompedón, que fue destruido por los Persas.

Ubicado en la rocosa colina de la Acrópolis, en Atenas, su construcción fue iniciada por Pericles como agradecimiento a la diosa Atenea, por su victoria contra los persas. Sus dimensiones aproximadas son: 69.5 metros de largo, por 30.9 de ancho y las columnas tienen 10.4 metros de altura. Los arquitectos encargados de la obra fueron Ictino y Calícrates, bajo las órdenes del arquitecto y escultor

Fidias. En 1687 fue utilizado como bodega de pólvora por los turcos, los explosivos sufrieron una detonación y el Partenón se destruyó en gran medida. En la década de 1930 se inició la reconstrucción de las columnas y en el 2009 de abrió un museo dedicado a Acrópolis.

                 

Muralla China

La muralla China es una antigua fortificación construida por los emperadores Ming en el siglo V a. C. para impedir que la frontera norte del Imperio chino fuera invadida. En la antigüedad, fue llamada el Muro de los Diez Mil Li. En el siglo XVII medía aproximadamente 7000 kilómetros, actualmente sólo se conserva una pequeña parte.

Para conocer más acerca de estos majestuosos monumentos nada mejor que visitar el país en donde se encuentran, aprende el idioma que hablan y su cultura en el mejor centro de idiomas de México, descubre lo maravilloso que es el mundo con Berlitz.